Nueva Musa del Chic Parisino

Fecha de publicación: 12 de Noviembre de 2015

La moda es un universo fabricado sobre la base de hilos, fantasías, materias deliciosas y mitos. Mitos que conjuntan realidad e imaginación. Que mezclan lo real con el artificio. Mitos que componen y recorren la moda con una constancia que desafía una de sus grandes características: la transformación. Por ejemplo: un mito de moda común es ese que susurra que las parisinas son seres extraordinarios en materia de estilo. Que en las aceras de París esta realidad es visible en mujeres de todas las edades y tipos. Que ser parisina significa ser dueña, a través de una mezcla de herencia y aprendizaje, de un no sé qué, de una cualidad que sólo puede definirse con una palabra que es intraducible: chic.

¿Un mito es una versión adornada de algo real o es pura fantasía? Por lo general, tiene un poquito de las dos. Es imposible adjuntar las mismas características a tantas mujeres distintas, pero el mito de las parisinas tiene muchos elementos que lo hacen tangible. Las características se mantienen a pesar de los ciclos furiosos de la moda cambiante y digital. Hemos hecho inventarios de esas cualidades aquí; cualidades que incluyen la sensualidad que puede procurar en una mujer la simplicidad; la habilidad para el contraste entre lo femenino y masculino; una apariencia que aboga por lo natural y que se percibe sin demasiado esfuerzo; un ligero aire de rocanrol; una feminidad que se cree poderosa porque confía en sí misma y lo muestra, en consecuencia, sin mucho maquillaje, con prendas simples pero eternas, con pequeños detalles de estilismo sutil que tienen un efecto memorable. Eso, en pocas palabras.

Pero hay algo fascinante que comprueba también ese mito real de la parisina chic: cada tanto aparecen en el radar del estilo nuevas figuras que parecen reencarnar, con contemporánea frescura, con actualizada maravilla, esos principios del mito que se conservan a pesar de los vértigos de la moda de hoy. Son mujeres que, como los iconos que las preceden y que han sembrado la tradición, poseen ese no sé qué, complejo de describir y sin embargo, presente y palpable en la mujer cuando se le mira.

A toda esta descripción se adapta con fluidez Jeanne Damas, la más reciente reencarnación de uno de los mitos más profundos en los archivos del estilo. Tiene un blog. Vive en París. Tiene la piel fina y lisa. Usa labial rojo. Hay días en que va de chaquetas de cuero y rayas marina. Otras donde los jeans los muestra con botas sobre la rodilla y un abrigo simple pero voluminoso. Se le ve en postales digitales con looks de marcado rocanrol parisino – jeans pitillo, botines, leopardo, t-shirts. En otros instantes exhibe con habilidad un blazer masculino, contrastado con labial rojo encendido. Nunca está completamente peinada. El maquillaje es ligero y se concentra en la boca carmesí. En sus momentos más femeninos figura el vestidito negro o sandalias strappy y muestras de elegancia simple. En otras instantáneas su performance es más dramático, con prendas de vanguardia pero sin sacrificar una estética concisa.

En su apartamento hay rastros de cigarrillo, fotografías de Briggite Bardot y la estela de ese shabby chic o de elegancia desprolija que para las parisinas con estilo parece ser una fácil expresión. La marca de su herencia se palpa también en su adoración por lo simple – adornada con frecuencia con básicos pulidos, jeans rotos, camisetas ideales, vestiditos sin mucha ornamentación. Dior y Roger Vivier ya han comprendido el linaje que expresa en con su estilo. Tal vez acaparar tan importantes atenciones sea el resultado de cómo Jeanne personifica un mito, pero también su habilidad para dejar ver a la mujer, más que al vestir. Porque hay algo que está por encima de todo cuando se trata de las parisinas más chic: su cualidad más envidiable, más deseable, más visible es esa gracia que tienen para proyectarse poderosamente cómodas en la piel que habitan.

¿¿Te gusta el estilo de esta parisina chic?

.jpg
Comentarios: 0
up
15
.jpg
Comentarios: 0
up
14
vía Pinterest.jpg
Comentarios: 0
up
15
vía Pinterest.jpg
Comentarios: 0
up
15
vía Pinterest.jpg
Comentarios: 0
up
14
vía Pinterest.jpg
Comentarios: 0
up
14

Pages

¿Te gusta el estilo de esta parisina chic?
Comentarios: 0

Comentarios

Agregar nuevo comentario

¿Quién Escribe?

Vanessa Rosales

Escritora de moda. Ha sido corresponsal de Vogue Latinoamérica, escritora para Diners, Revista Exclama, Fucsia y Arcadia. Sus columnas de moda en el periódico El Heraldo la inauguraron como una singular voz crítica ante la moda en Colombia. Fue editora de Tutrend.com, Editora de Moda en Cromos y Proyectos Semana. Una formación académica en Historia y una Maestría en Periodismo con el diario argentino La Nación propiciaron en ella la capacidad para mezclar un agudo sentido editorial con una mirada más profunda de la moda y el estilo.

Embajadora de Onda de Mar y Consultora Editorial de Salomón Azulu, en 2012 creó Vanguardstyle.com, especializado en el tema del estilo. Actualmente vive en Nueva York, donde está becada por Parsons The New School for Design en una Maestría en Fashion Studies y desde donde ejerce como Editora del blog de Naf Naf.

vanessa @vanguardstyle.com